14 de octubre de 2021

¿Dónde comer en Lanzarote?

No lo podemos, ni queremos negar, en este país tenemos la suerte de tener no uno, si no varios destinos turísticos a nivel mundial. Lugares donde no solo se puede disfrutar el sol y la playa (que también, pero nosotros, como bien sabéis, huimos de ese tipo de turismo), si no que se puede disfrutar a nivel cultural, gastronómico y social.
 
Uno de estos lugares está a unos 2000 kilómetros (decenas más arriba, decenas más abajo) de la península y es, el archipiélago de las Islas Canarias, unas islas conocidas también como las Islas Afortunadas. Un nombre de lo más certero y afortunado ya que, sin lugar a dudas son un auténtico paraíso compuesto por ocho islas con ocho personalidades culturales marcadamente diferentes.
 
Hoy en este pequeño rincón, nos centraremos en una de sus islas más antiguas y la vez más distintas, la Isla de Lanzarote, la isla de los volcanes (con el Timanfaya al frente), de las playas vírgenes (en la península de Papagayo), de César Manrique (el auténtico impulsor internacional de la isla) y del vino de la Geria. 
 
Playas del Papagayo  - Lanzarote
Playas del Papagayo  - Lanzarote

 
Como hicimos antes con Gran Canaria, en esta entrada nos centraremos en uno de los atractivos turísticos de Lanzarote, su gastronomía, y lo haremos visitando cuatro restaurantes donde podréis comer auténtica comida lanzaroteña. ¿Nos acompañáis en nuestra ruta gastronómica por Lanzarote?
 
Para nuestra primera parada nos desplazaremos al norte de la isla, hasta el Valle de las mil palmeras, al municipio de Haría, donde además de encontrar la zona más verde de la isla (con un microclima distinto al resto) y múltiple vegetación autóctona, podemos encontrar también la Casa Museo de César Manrique y, en pleno centro de la villa, el:
 
Restaurante Tacande Un lugar con una decoración moderna, ambiente tranquilo, cocina vista y muy buen servicio donde comer, desde gastronomía local hasta varias fusiones (hay nigiris, ensaladas, croquetas, etc.), y todo realmente delicioso.
 

Queso frito con mermelada y totopos - Tacande
Queso frito con mermelada y totopos

 

Frangipane - Tacande
Frangipane, un delicioso postre del Tacande

 
Unos quilómetros más al sur, en el municipio de Guatiza nos encontramos con otro de los atractivos turísticos de Lanzarote, el Jardín de Cactus (una de las últimas obras de César Manrique) y en él, un pequeño restaurante que nos sorprendió
 
Restaurante del Jardín de Cactus un pequeño bar-restaurante gestionado por el propio jardín donde podemos encontrar, en una carta más bien corta, platos tan originales como: croquetas de cactus, hamburguesas y hamburguesitas de cactus, pella de gofio, almogrote, etc. Realmente sorprendente para ser el tipo de restaurante que es (eminentemente turístico).
 

Croquetas de cactus
Croquetas de cactus

 
Para llegar al siguiente restaurante nos quedaremos al norte de Lanzarote, aunque en esta ocasión saltaremos al oeste para llegar a uno de los paraísos de los surferos, el pequeño pueblo de Caleta de Famara, y, en un extremo del pueblo, de espaldas a sus calles sin asfaltar y frente a la quilométrica playa de Famara nos encontramos con el:
 
Restaurante Costa Famara. Este restaurante, es sin lugar a dudas el restaurante que más disfrutamos en Lanzarote, tanto por ubicación, como por servicio como, evidentemente, por calidad de sus platos. En su carta podemos encontrar desde pescado fresco, hasta platos de la auténtica cocina lanzaroteña como: “queso de cabra frito”, “Gofio amasado con miel”, “mouse de gofio”, “papas arrugadas”, etc., y todo, riquísimo y a un precio más que aceptable.
 

Queso frito - Restaurante Costa Famara
Queso frito

 

Gofio escaldado - Restaurante Costa Famara
Gofio escaldado

 
Acabaremos nuestro recorrido en uno de los núcleos turísticos más nuevos, en Costa Teguise, a escasos quilómetros de la capital. Allí, en sus concurridas calles nos encontramos con el restaurante
 
Cesare un restaurante moderno, de clara inspiración mediterránea, con una gran terraza y un servicio todavía más grande en el que podemos encontrar buena comida italiana, desde pizzas a pasta pasando por carnes y pescados. Nosotros, os recomendamos sin lugar a dudas su pasta fresca, su “pizza Lanzarote” (la combinación de dátiles con bacón es realmente espectacular) y sus sorprendentes “Nachos de pasta rellena”
 

Nachos de pasta rellena - Cesare
Nachos de pasta rellena

 

 

 

6 de octubre de 2021

Tarta salada de pollo a la mexicana

Como bien sabéis los que nos seguís, México es uno de nuestros países fetiche y más desde que la maldita pandemia de COVID-19 nos rompió por la mitad nuestro sueño de hacer una ruta por México, así pues, continuamos con nuestra ilusión de acercar un poco la cultura gastronómica mexicana a nuestras casas.

Con todo, encontrar productos mexicanos locales en Europa, aunque van llegando, es realmente difícil, por tanto, amigos mexicanos, no os enfadéis, la receta que os presentamos en este rincón, es una mera adaptación europeizada de una de vuestras recetas.

Sí, hoy en este pequeño rincón viajaremos gastronómicamente a México, y lo haremos con una deliciosa “Tarta salada de pollo a la mexicana”.

Para hacer esta deliciosa tarta necesitaremos los siguientes ingredientes:

1 masa de hojaldre

2 pechugas de pollo deshuesadas
½ cebolla dulce
½ tomate grande
150 ml de salsa de tomatillo verde
1 bola de queso mozarella
Sal, pimienta

Lo primero que haremos será preparar el pollo. Para ello pondremos una fuente al fuego con abundante agua y cuando hierva, añadiremos las pechugas y dejaremos que hiervan unos 20 minutos. Pasado este tiempo las retiraremos del fuego y reservaremos.

Una vez se hayan enfriado, deshebraremos las pechugas y reservaremos. El siguiente paso será cortar la cebolla en juliana y ponerla en una sartén a pochar con un poco de aceite.

Cuando la cebolla cambie de color, añadiremos el medio tomate picado y dejaremos cocinar unos minutos. Pasado este tiempo añadiremos el pollo desmigado y salpimentaremos y removeremos bien.

Una vez integrado todo, añadiremos la salsa de tomatillo verde, removeremos y dejaremos que se cocine todo a fuego medio unos 10 o 12 minutos.

Mientras se cocina el tomate, pondremos a precalentar el horno a 180 grados y extenderemos la masa de hojaldre en un molde apto para el horno y la pincharemos con el tenedor para evitar que se hinche durante la cocción.

Una vez cocinado el tomate, verteremos el contenido de la sartén en el interior de la masa de hojaldre extendiéndolo bien. Por encima añadiremos la mozzarella cortada a dados o trozos irregulares y lo cocinaremos todo durante unos 20 minutos.

¿No os apetecería probarlo? 
 
 
Tarte salada de pollo a la mexicana
Una tarta salada de pollo a la mexicana acabada de salir del horno

 
¡Buen provecho!

 

23 de septiembre de 2021

Croque Madame

Aunque hace más de 100 años vio la luz por primera vez, el plato que os presentamos hoy en esta entrada continúa de total actualidad, sobre todo en su tierra de origen, París la capital de Francia.

Está tan de actualidad que, aun hoy en día, podemos encontrarlo y degustarlo en la mayoría de cafés del país galo, en la versión que os traemos hoy, o en cualquier otra, porque sí, es un plato que acepta muchas variantes.

Hoy en este pequeño rincón os traemos la receta del “croque madame”, aunque claro, algunos os preguntaréis “¿qué es un croque?” un croque es un sándwich crujiente, el más famoso de ellos es el “croque monsieur” que ya os contamos hace un tiempo, un sándwich directamente emparentado con nuestro mixto.

Para realizar 2 sándwiches “croque madame”, necesitaremos los siguientes ingredientes:

4 rebanadas de pan de molde

2 lonchas de jamón york
2 huevos camperos
50 g de parmeggiano o emmental rallado
1 cucharada de aceite de girasol
20 g de harina
1 vaso de leche
Sal, pimienta, nuez moscada molida

Lo primero que haremos será preparar una besamel un poco espesa, para ello, pondremos un cazo a fuego medio con una cucharada de aceite de girasol. Cuando caliente, añadiremos la harina y mezclaremos bien, una vez hecho, añadiremos la leche y continuaremos removiendo hasta conseguir la consistencia deseada. Rectificaremos de sal, pimienta, nuez moscada y reservaremos.

En este momento pondremos a precalentar el horno a unos 180 grados.

A continuación, tostaremos las rebanadas de pan, podemos hacerlo con la tostadora, en la sartén, al horno, al gusto, lo único es que deben quedar ligeramente doradas, no quemadas. Cuando las tengamos, extenderemos las rebanadas de pan en una superficie grande y les untaremos con la besamel que hemos reservado previamente (con mucho cuidado y poca cantidad) un lado de cada una de ellas.

Una vez untadas las rebanadas con besamel, pondremos una loncha de queso y otra de jamón york sobre dos de las rebanadas e inmediatamente las cubriremos con las rebanadas sobrantes. Una vez hecho, untaremos las rebanadas superiores con abundante besamel y las espolvorearemos con queso rallado. Pondremos los sándwiches al horno y cocinaremos durante unos 10 minutos. Finalmente los gratinaremos unos 3 minutos, mirando que queden dorados, pero sin quemarse.

Pasado este tiempo, retiraremos los sándwiches del horno y los pondremos en el plato.

Finalmente, pondremos abundante aceite en una sartén y lo calentaremos, cuando esté caliente, freiremos los huevos uno a uno (al gusto de cada uno) y pondremos cada huevo sobre un sándwich.

Este puede ser un resultado final:


Croque madame
El sencillo y delicioso encanto de la croque madame


Servidlos calientes, acompañados de una pequeña ensalada, de patatas fritas o incluso de yuca frita

¡Buen provecho!