domingo, 26 de julio de 2015

Crema fría de pepino


Hoy, aprovechando que estamos en pleno verano, os traemos una nueva receta que, sin lugar a dudas os ayudará a aliviar los intensos calores, se trata de una “crema fría de pepino“.

Como la mayoría de recetas que os presentamos en este rincón, esta es una receta realmente sencilla, rápida y muy saludable, aunque en esta ocasión os avanzamos que, os tiene que gustar su ingrediente principal, el pepino.

Para nuestra versión de esta receta, utilizamos los siguientes ingredientes (para dos raciones):

1 ½ pepino grande (o 2 de medianos)
1 yogur blanco
6 hojas de menta
1 cucharada de mostaza
1 diente de ajo
Zumo de un limón
1 tomate
Sal
Aceite de oliva
Pimienta negra

Pocos ingredientes, aunque eso sí, muy sanos para esta receta que puede hacer cualquiera en su casa, ya que su nivel de complejidad es casi nulo. ¡Vamos a ello!

Para empezar, limpiaremos bien todas las verduras. El tomate lo pasaremos por agua, lo pelaremos y le quitaremos el rabo, después pelaremos los pepinos y les quitaremos todas las semillas y lo picaremos todo a dados pequeños.

Una vez hecho, pondremos en el vaso de la batidora (túrmix): el pepino, el tomate, el diente de ajo, el yogur blanco, el zumo de limón, la cucharada de mostaza, un chorro de aceite de oliva, una pizca de sal y otra de pimienta. Finalmente, lo batiremos todo hasta conseguir una crema bien fina y homogénea.

Una vez hecho, pondremos la crema en un recipiente, lo filmaremos o cerraremos bien, y lo pondremos en la nevera como mínimo durante 2 horas (nosotros la dejamos de un día por otro).

Esta podría ser una posible presentación:

Receta de crema fría de pepino
Un deliciosa y refrescante, crema fría de pepino


Sin lugar a dudas, una crema fresca y sorprendente.

¡Buen provecho!
miércoles, 15 de julio de 2015

Huevos pochados sobre cama de jamón ibérico y alcachofas


Hace relativamente poco descubrimos una receta ideal para ese gran problema que tenemos en muchas casas cuando llega el momento de planificar los menús de la semana y de repente empiezas a tener más de un quebradero de cabeza cuando no sabes qué preparar para cenar algún día. Hoy os hablaremos sobre una receta que, aunque fácil, puede parecer muy rara, pero que al final, su combinación de sabores acaba apasionando, como mínimo en nuestra casa.

Hemos bautizado este plato como: “Huevos pochados sobre cama de jamón ibérico y alcachofas”.

Para dos raciones, necesitaremos los siguientes ingredientes:

4 huevos
1 lata de corazones de alcachofa
4 lonchas de jamón ibérico
120 g de azúcar
Sal
Pimienta
Vinagre

Lo primero que haremos será poner un cazo en el fuego con el azúcar y cuatro cucharadas de agua. Lo iremos removiendo hasta que empiece a espesar, en ese momento, añadiremos los corazones de alcachofa y lo dejaremos cocinando unos 5 minutos, eso sí, sin dejar de remover.

Mientras, pondremos las lonchas de jamón entre papeles de horno, y con el horno previamente calentado, los dejaremos 5 minutos a 200 grados. Pasado este tiempo, dispondremos las lonchas en la base de los platos.

Una vez hecho, pondremos a hervir agua con sal y un chorro de vinagre en una olla. Mientras esperamos que agua hierva, prepararemos unos saquitos de papel film con los huevos (sin cascara) en su interior. Una vez el agua llegue a hervir, pondremos en su interior los saquitos con los huevos y los dejaremos hirviendo durante unos cuatro o cinco minutos. Pasado este tiempo enfriaremos los saquitos y sacaremos los huevos de su interior.

Finalmente, repartiremos los corazones de alcachofa encima de las lonchas de jamón, encima suyo colocaremos los huevos, los salaremos y directos a la mesa.

Para este plato hay muchas presentaciones posibles, nosotros por ejemplo, optamos por esta:

Huevos pochados sobre cama de jamón ibérico y alcachofas
Huevos pochados sobre cama de jamón ibérico y alcachofas


Realmente sorprendentes. Os los recomendamos totalmente.

¡Buen provecho!