domingo, 9 de marzo de 2014

Canelones de guisantes


Estamos convencidos que alguna vez habéis pensado que los guisantes son la verdura más aburrida que nos podemos encontrar en un plato, y no os falta razón. Hoy os vamos a contar la excepción que confirma esta regla.

Sí, nuestra intención es demostraros que los guisantes también pueden ser divertidos, aunque para ello tengan que perder su forma. Hoy os contaremos como hacer unos “canelones de guisantes”. ¿Os apuntáis a descubrirlos? Y ¿a mejorarlos?

Para dos raciones utilizaremos los siguientes ingredientes:

6 placas de canelón
125 gr. de guisantes
1 huevo duro
1 lata de atún
4 anchoas (o una loncha de jamón ibérico)
1 lata de pimientos
1 diente de ajo
50 ml. de aceite
25 ml. de leche
1 clara montada a punto de nieve

Lo primero que haremos será preparar las placas de los canelones, para hacerlo nos basaremos en las instrucciones del fabricante (esto puede ser: hervir, poner en remojo, etc.). Una vez preparadas, las reservaremos.

A continuación, pondremos a hervir los guisantes con una pizca de sal, y los dejaremos 10 minutos hirviendo.

Mientras, prepararemos la salsa que acompañará nuestros canelones, una muselina de lactonesa (puede ser mahonesa sin problemas). Para hacerlo pondremos en el vaso de la batidora: el diente de ajo, una pizca de sal, el aceite y la leche, y lo batiremos todo hasta conseguir una salsa bien ligada. Finalmente, le añadiremos la clara montada al punto de nieve y mezclaremos suavemente (siempre de abajo a arriba).

Una vez cocinados los guisantes, los escurriremos y los pondremos en un bol aplastándolos con la ayuda de un tenedor, le añadiremos el huevo duro, el pimiento y las anchoas (o loncha de jamón) convenientemente picados, y volveremos a mezclar y aplastar con el tenedor.

¡Ánimo que ya falta poco! De hecho, solo os falta rellenar los canelones, y lo haréis con una cucharada colmada de la mezcla de guisantes con el resto de ingredientes. Es importante que el canelón quede totalmente relleno.

Finalmente, solo os faltará presentar el plato, y para hacerlo, ¿qué os parece así? Con la muselina simulando una besamel.

Una ración de canelones de guisantes
Una ración de canelones de guisantes


Diferentes y divertidos, ¿no os apetecen?

¡Buen provecho!

10 comentarios:

  1. Haber los guisantes tienes razón son muy sositos jajajaj, pero presentado con canelones la idea es de lo más apetecible. un saludo Joan y buen Domingo.

    ResponderEliminar
  2. ¿Con guisantes? Flipamos con esta receta, ¡qué original!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son originales, divertidos y te diría que gustan incluso a aquellos que aborrezcan las verduras

      Eliminar
  3. hola,, diferentes originales y divertidos, no habia visto nada igual, que buena pinta que tiene tu plato, un besin y feliz semaa
    Silvia

    ResponderEliminar
  4. Una proposta innovadora, sens dubte. En prenc nota.

    ResponderEliminar
  5. Pues estan para chuparse los dedos.
    Saludos
    Olguis.

    ResponderEliminar
  6. Pues no se me habría ocurrido este relleno para unos canelones, así que tomo buena nota, que los ingredientes me han encantado.

    Saludos!!!!

    http://bizcochela.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues están para chuparse los dedos... si los intentas, verás como gustan a todos.

      Eliminar
  7. Qué buena idea!! Así en casa se comentarán sin rechistar los guisantes. Me quedo por tu blog. Biquiños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Verás como rebañan el plato ;) y sino, nos lo dices y lo arreglamos, jejeje

      Eliminar